Marlentina es la mezcla de mi vida

Un cóctel único en el mundo que provoca una sonrisa infinita

El piano viejecito

Querida Elena: Todos mis años me pesan, tanto que en ocasiones me pregunto cómo puedo sostener mis teclas, cómo puedo resistir el empuje de los cientos de dedos que han estado golpeándolas durante todo este tiempo, transmitiendo ilusiones acompasadas con notas, con ritmos, con los sueños de grandes y pequeños. Elena, soy un piano viejecito. Es cierto que voy sobre…

Celerio

Hace tiempo que Celerio perdió de vista los cincuenta, aunque camina tan deprisa y de manera tan sigilosa que bien pudiera parecer que no pasa de los once años. Es de esos tipos que crees ver en todos los sitios, a cualquier hora, atravesando fugazmente los pasillos, entrando en los despachos, transportando archivadores o simulando hacer cualquier otra cosa que…